NOTICIAS | AGENCIA DIB

La Palabra de Ezeiza | Mayo de 2024

Director, editor y propietario: José María Marcos | Tucumán 142 | JM Ezeiza (CP 1804) | 011-4232-6274 (9 a 14) | ezeizaediciones@yahoo.com.ar | 11-2338-2539 (wasap)

El cobayo de Arián

Por Torosaurio | Esto No Está Chequeado | Ilustración: Digital Snatch | #FiccionesEzeicenses


Hace un mes recibí un llamado de Arián Molina, integrante del programa radial La última sopa de letras y de la sección Esto no está chequeado. Dijo que tenía compromisos urgentes y necesitaba alguien que cuide su cobayo Silvio. Le contesté que me trajera el bicharraco. Arián pasó por casa. Prometió volver al otro día y, antes de partir, me entregó a Silvio con su jaula. Tomé unos mates con yuyo al lado del habitáculo de Silvio. El bicharraco era naranjita y blanco.
―Qué tierno ―dije.
Los ojos de Silvio centellearon. “¡Vos serás tierno, estúpido!”, sentí en mi mente. Quedé helado. ¿Qué había sido eso? Por las dudas tiré a la basura el mate y la yerba. A la noche, le di de comer a Silvio y cené milanesas escuchando a Goyeneche. En la jaula, Silvio se balanceaba al ritmo de “Cambalache” de Discépolo. Raro.
―A ver qué pasa si pongo a Rivero ―dije.
Los ojos de Silvio centellearon con un fulgor eléctrico. Mi mano derecha bajó hasta la mesa, impulsada por una fuerza desconocida. Subió aferrando el cuchillo de la cena. El filo se pegó a mi cuello. “No me saqués a Goyeneche, estúpido”, resonó en mi mente la voz de Silvio.
 ―¡Está bien, che! ―me desesperé.
Los ojos de Silvio se apagaron. Mi mano soltó el cuchillo. Corrí a mi habitación y me encerré. Al otro día, Arián volvió por su mascota. Le entregué la jaula. Se fueron. El lunes pasado yo caminaba por Paso de la Patria pensando en volver a tomar mate con yuyos. Doblé por Ramos Mejía y  casi choqué a Arián, que traía a Silvio en su jaula. Les esquivé y me topé con la vidriera de un negocio de mascotas. Desde el piso hasta el techo había cientos de cobayos enjaulados. Los ojos de Silvio resplandecieron. “Este es el tipo que les comenté”, dijo. La vidriera brilló y los cobayos festejaron con risas. 
Corrí hasta la oficina de La Palabra. Me atrincheré y escribí esta nota para disuadir a la gente de adoptar cobayos. ¡Están advertidos, lectores! Ustedes no crían inocentes animalitos. Son bestias depravadas e inteligentes. Y están en todos lados. ¿Qué pasa si esos bicharracos deciden dominar la humanidad? Ya lo cantaban Goyeneche y Rivero: ¡Dale, nomás...! ¡Dale, que va...! ¡Que allá en el horno nos vamo’ a encontrar!

Esto No Está Chequeado | Sección no basada en hechos reales | Cualquier semejanza con la realidad es mala puntería | Contacto: ezeizaediciones@yahoo.com.ar

Share on Google Plus

About José María Marcos (Editor)

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment

www.lapalabradeezeiza.com.ar | Registro DNDA en trámite | Director, editor y propietario: José María Marcos | Tucumán 142 | José María Ezeiza (CP 1804) | 011-4232-6274 (9 a 13) | ezeizaediciones@yahoo.com.ar | Whatsapp: 11-2338-2539